viernes, 25 de enero de 2013

Tanto más tendrás cuanto menos retengas



San Juan de la Cruz escribió esto: “Cuando con propio amor no lo quise, dióseme todo sin irme tras de ello”, expliquémoslo en palabras sencillas: 

Las realidades humanas más bellas, tanto más las tendrás cuanto menos las poseas y retengas.

Si quieres tener el sol y gozar de su luz maravillosa, abre tus ojos y contempla como las cosas se iluminan por él. Porque si cierras los ojos para retener la luz te quedarás a oscuras.

Si quieres tener el mar, contémplalo, abre tus manos en sus aguas, y todo el mar estará en ellas. Porque si cierras tus manos para retenerlo se quedarán vacías.

Si quieres tener el viento, abre tus brazos y todo el viento será tuyo, porque si quieres retenerlo te quedarás sin nada.

Si quieres tener un hijo déjalo crecer, déjalo partir y que se aleje. Lo tendrás maduro a tu regreso, porque si lo retienes poseído, lo pierdes para siempre.

Si tienes un amigo déjalo marchar y lo tendrás. Porque si lo tiene para poseerlo, lo estarás perdiendo y ya no tendrás a un amigo sino a un prisionero.

Los mejores candidatos para una relación sana, se irán mientras más demuestres tu deseo de retenerlos y huirán ante cualquier acoso

Si quieres vivir el gozo de tener. Libérate de la manía de poseer y retener. Sólo así disfrutarás plenamente de lo que la vida te ofrece